barceloneta

SU ORIGEN

Pocos barrios tienen un origen tan conocido como el antiguamente llamado “barri de la platja”, la Barceloneta.

Fue el primer barrio de la ciudad que se construyó fuera del perímetro de las murallas de Barcelona.

El barrio se asentó sobre los terrenos ganados al mar desde el siglo XV, cuando Juan II de Aragón hizo construir un espigón para dar más calado al puerto (1474).

Hasta entonces los barcos debían fondear a mar abierto lo que dificultaba el transporte de mercancías y pasajeros.

El espigón que llegaba hasta el islote de Maians, (situado aproximadamente donde se encuentran las instalaciones de la estación de Francia), fue llenándose de sedimentos que dieron lugar a la formación de una península sobre la cual está el barrio de la Barceloneta.

PROYECTOS DE URBANIZACION

El Capitán General Marqués de Castel-Rodrigo (1718) encargó al ingeniero militar Pròsper Verboom la creación del barrio de la playa para alojar a los vecinos del barrio de la Ribera que, con motivo de la construcción de la Ciudadela, habían perdido sus casas.

En 1749 el Capitán General de Cataluña, el “Marqués de la Mina” retomó el antiguo proyecto al que se le hicieron algunas rectificaciones (a cargo del ingeniero militar Juan Martín Cermeño) a fin de facilitar la logística del puerto.

La piedra fundacional del barrio se colocó el 3 de febrero de 1733.

LAS VIVIENDAS

Se urbanizó la zona con un estilo barroco civil y un trazado rectilíneo y sin pretensiones eran unas 15 calles atravesadas por otras 9.

Las casas eran de planta baja con un solo piso para que no impidiesen la visión de las baterías situadas en la Ciudadela.

De esas casas originales sólo queda en pie la “casa del porró” (1661) que ha sido rehabilitada.

Se edificó la iglesia de Sant Miquel del Port proyectada por Pedro Cermeño.(1753-1755) .

La zona fue creciendo rápidamente sobre todo por la llegada de emigrantes que se asentaron en la Barceloneta para trabajar en las actividades pesqueras.

En 1757 el barrio ya contaba con unas 200 viviendas y un millar de vecinos.

Se autorizó la construcción de un segundo piso a las viviendas (1837).

Una vez el barrio dejó de ser de jurisdicción militar (1868), se aceptó la construcción de un tercer piso y cuatro (en el caso de edificios nuevos).

Finalmente en tiempos de la Segunda República se llegaron a autorizar hasta cinco plantas.

LA TORRE DEL RELOJ

Se edificó un faro (1772) para que guiase a los barcos en las noches más oscuras, la llamada ·»Torre del Reloj”, considerada la construcción más antigua del barrio.

Y se abrieron las ·pudas·, tabernas donde la gente iba a jugar a las cartas, comer y divertirse, antecedentes de los posteriores “chiringuitos”.

EL TORIN

En 1834 se inauguró la primera plaza de toros estable de Barcelona, el Torín (muy cerca de otra plaza con el mismo nombre edificada sobre 1804).

Estaba prohibido construir más fabricas dentro de las murallas.

La proximidad al mar y la reciente llegada del ferrocarril hacía apetecible instalar fábricas en la Barceloneta

La burguesía industrial catalana decidió situar algunas de sus industrias en el barrio.

LA INDUSTRIA LLEGA A LA BARCELONETA

La Barceloneta se convirtió en un foco industrial especializado en la metalurgia, el gas y la construcción naval.

la fundición Nuevo Vulcano.

La empresa Nuevo Vulcano (1834) situada en la calle Alegría fue primero una fundición y posteriormente también astillero. Fue la que construyó el primer submarino, el “Ictíneo” de Narcís Monturiol.

Nuevo Vulcano.
Nuevo Vulcano
Nuevo Vulcano
Nuevo Vulcano

En 1854 el Ayuntamiento convocó un concurso para iluminar a gas a la ciudad.

Ganado por la compañía Catalana de Gas (popularmente conocida como “Gas Lebon”) que construyó un gasómetro donde hoy está el parque de la Barceloneta.

Después llegó la Maquinista Terrestre y Marítima (1861).

Construía locomotoras y maquinaria pesada hasta que sus talleres fueron derruidos en 1979 tras el traslado de sus instalaciones al distrito de Sant Andreu.

La Maquinista Terrestre y Marítima.
La Maquinista Terrestre y Marítima.
La Maquinista Terrestre y Marítima.
La Maquinista Terrestre y Marítima.

En sus terrenos el Ayuntamiento encargó un proyecto a Bohigas, Martorell y Mackay para construir más viviendas y equipamientos escolares… y en 1884, un mercado.

NUEVOS EQUIPAMIENTOS

El director del puerto Mauricio Garrán (1886) inició la construcción de los Almacenes Generales de Comercio (donde hoy está el museo de historia de Cataluña).

Se pretendía proteger las mercancías del puerto de las inclemencias del tiempo, los robos y los incendios. Estaban inspirados en los almacenes portuarios ingleses y el Hospital de Infecciosos .

Éste hospital sustituyó a la antigua “Casa de la Sanidad” un centro de cuarentena para los recién llegados de ultramar. Con el tiempo será el Hospital del Mar.

LAS PENURIAS DE LA GUERRA

Durante la Guerra Civil la Barceloneta sufrió bombardeos italianos y la colectivización y en la postguerra, las grandes industrias de barrio fueron cerrando.

Hospital de Infecciosos afectado por un bombardeo

Muchos vecinos se quedaron sin trabajo y empezaron a aparecer pequeños comercios: carpinterias, inprentas, joyerias, talleres de confeccion y pequeñas fábricas de productos químicos.

LAS CHABOLAS DEL SOMORROSTRO

La falta de control de las autoridades y la llegada de emigrantes facilitó la expansión de un barrio de chabolas, el Somorrostro donde vivía una importante colonia de gitanos desde mediados del XIX .

LOS BAÑOS

Se crearon los «Baños del Astillero» (1856), los «Baños de San Miguel» (1861) y los “Baños Orientales” , los mejores de Europa.

Ofrecían desde 1872 una zona de «Solarium” exclusivo para señoras que querían tomar el sol ligeras de ropa.

Se podían tomar “baños de oleaje” en la playa y “los baños de pila” en piscinas con agua procedente de pozos.

En 1900 abrieron los «Baños de San Sebastian» (1900) que causaron sensación por sus lujosas instalaciones. Tenían casetas para cambiarse, restaurante y casino.

LOS MERENDEROS

Algunos pescadores, empezaron a montar barracones-restaurante donde ofrecían menús a base de pescado.

Fijaban las mesas directamente en la arena de la playa, algunos incluso tenían terrazas con tarimas.

Los merenderos perduraron hasta 1990: se derruyeron los merenderos, las instalaciones de gas y los astilleros para acercar la ciudad al mar.

Fueron muy populares “Can Costa”, “Can Pinxo”, “El Salmonete”, “El Merendero de la Mari”…

Las dos hermanas”, el “Hawai”, el “Mar y playa” o el “Restaurante Cataluña” (propiedad de la familia política de Lesly de «Los Sírex»).

Bernardo Cortés solía cantar al son de su guitarra para ganarse unas perrillas.

Hasta los años 80 el barrio se sentía abandonado.

La delincuencia era cada vez más evidente.

REFORMA INTEGRAL PARA LOS JUEGOS OLÍMPICOS

El panorama cambió con la próxima llegada de los Juegos Olímpicos de 1992: Fueron derruidos los obstáculos que separaban la ciudad de la playa…

En el puerto, se eliminó la zona de almacenes para crear el Moll de la Fusta, el de la Barceloneta y la zona del Maremágnum…

En la zona de la playa se tiraron las últimas chabolas del barrio de Pequín, del Camp de la Bota y el Somorrostro (donde había nacido la bailaora Carmen Amaya, en la chabola 54)..

…Sus vecinos fueron trasladados a los barrios de la Mina y Sant Adrià del Besos. Había nacido el Paseo Marítimo.

LA BARCELONETA HOY

Hoy en día, la Barceloneta afronta el futuro con diferentes retos:

Arreglar calles, mejorar el alumbrado y poner fin a la especulación inmobiliaria, el turismo masivo y las desigualdades.

De las aproximadamente 9.000 viviendas, 1.500 están destinadas a actividades turísticas o similares”

FUENTES CONSULTADAS PARA LA REALIZACIÓN DE NUESTROS VIDEOS:

LA BARCELONETA. Historia del barrio.

Navegación de la entrada


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *